CRÓNICA: DOWNLOAD FESTIVAL JUEVES 22 (Madrid) – Junio 2017

0

Por fin llegó la esperada edición española del famoso festival Download, y su primera jornada ha terminado con muchas luces y alguna que otra sombra.

33.000 espectadores han disfrutado de la primera jornada, donde hay que destacar las excelentes instalaciones con más de 35.000 metros cuadrados de césped artificial, un espacio muy amplio que ha permitido disfrutar de los conciertos de los cuatro escenarios sin agobios. También hay que destacar las instalaciones de los baños, muy alejado de esos retretes portátiles en los que hay que convertirse en un héroe para entrar a últimas horas de cada jornada. Da gusto tener unas instalaciones como dios manda.

entrada

También se agradecía las múltiples zonas de sombra y las duchas con aspersores que permitían mitigar el calor irracional de Madrid en Junio.

No faltaban tampoco zonas de descanso, multitud de casetas para cambiar moneda, amplia zona de restauración y varios stands publicitarios, donde destacaban las tumbonas de una marca de papel de fumar.

tumbonas

En cuanto a precios de las bebidas y comidas, lo esperado, con precios de 3€ la caña o refresco, 2€ el agua, 9€ el mini de cerveza, y la comida rondando entre los 7 y 10 €. La polémica surgió por los vasos, que se cobraba un euro sin que quedara claro si luego se podían devolver o no. Y no, no se podían devolver, algo que se informó ya el segundo día.

dinero

Como sombras de este primer día, la falta de información en cuanto la ubicación del Parking, ya que en los tickets únicamente indicaba “Mercamadrid” , lo cual resultaba confuso y hacía que muchos coches acabaran en alguna instalación de Mercamadrid que nada tenía que ver con el parking, y las aglomeraciones y caos para entrar al recinto, acumulándose colas kilométricas en la entrada de Perales, mientras que la de Embajadores iba muy fluída…. ¿no habría estado bien informar y distribuir ordenadamente al público entre las dos entradas?

cartel

También resultó un poco irracional prohibir el acceso de agua al festival, más si consideramos las largas colas que se aguantaron a más de 40 grados, algo que acabó derivando en una denuncia por parte de FACUA.

A DAY TO REMEMBER

El primer concierto que vimos, tras sortear los obstáculos de parking y entrada anteriormente descritos, fue el de los americanos A Day To Remember, que con un sol de justicia realizaron un buen concierto que dejó satisfecha a la gente. Muy bien empezar con “All I Want” y una explosión de confeti para meterse al público en el bolsillo y a partir de ahí ya discurrir el resto del show con viento a favor.

adaytoremember

Buen sonido, una banda en forma, y un público con ganas… se podía decir que era la primera banda de entidad importante del día, así que el flujo de los asistentes se dirigió mayoritariamente a este concierto en el que siguieron sonando “I’m Made Of Wax…”, “2nd Sucks”, “Right Black at It Again”, “Paranoia”,  o “Exposed”.

A Day To Remember saben que siempre es mejor dotar de algo de espectáculo a sus shows, y lo hicieron tirando balones al público, o disparando multitud de camisetas con esa pistola tan americana…. eso mientras sonaban “Have Faith in Me”, “Naivety”, “If It Means a Lot to YOu”, “All Signs Point to Lauderdale”, o el tema final “The Downfall of us All”.

Nada que reprochar.

HOUSE OF PAIN

¿Siguiente? ¿Pues por qué no cambiar de tercio y experimentar con House of Pain? Lo cierto es que por mucho que lo mire por un lado o por otro, no me pega un grupo como este en un festival de eminente aire metalero, pero lo cierto es que su música es muy festiva e ideal para dar cuatro botes y bailar un poco.

Todos esperábamos “Jump Around” y su llegada fue un éxtasis mayúsculo, pero el resto no dejó de ser una curiosa anomalía.

FIVE FINGER DEATH PUNCH

Como diría nuestro ilustre presidente, Five Finger Death Punch “no es una banda menor,  o dicho de otra forma, es una banda mayor”, e incluso lo es sin su cantante original Ivan Moody que está temporalmente retirado de la banda para tratarse de sus adicciones. Por cierto, lo que también fue una cosa mayor fue el olor a mierda o a cloaca que intermitentemente inundaba todo el recinto de la Caja Mágica, y es uno de los problemas de estar cerca de una planta de tratamiento de aguas residuales.

El sustituto, Tommy Vext, sin duda es un gran cantante, pero no tiene los matices de la voz de Moody, pero no es una mala elección, y ya se sabe, “es el grupo el que elige el cantante, y es el cantante el que quiere que sean los del grupo el cantante”…

fivefinger

“Lift Me Up” firmó un comienzo atronador, ideal para meterse al público en el bolsillo, seguido de “Never Enough” y un gran “Wash it all away”, que seguido de “Got Your Six” incrementó la intensidad de un concierto ya de por sí caliente. “Bad Company”, “Jekyll  and Hide” fue seguido de un prescindible trozo del “We will rock you” de Queen…y de ahí otra subida de vueltas con el “Burn MF”, donde Vext dijo que pidiéramos anticipadamente disculpas a la gente alrededor, porque nos íbamos a chocar… y sí, así fue…

Tanto Zoltan como Jason Hook son unos guitarras limitados, no son grandes virtuosos y lo saben, así que centran sus esfuerzos en hacer que los temas funcionen, y eso lo hacen a las mil maravillas, por su parte Chris Kael imponía con sus bases y su fuerte imagen.

“Wrong Side of Heaven” llegó de forma totalmente acústica, un buen momento para relajarse y coger fuerzas para un final protagonizado por “Coming Down”, “Under and Over It” y su mejor tema, “The Bleeding” donde toda la gente lo acompañó con las luces de sus teléfonos móviles.

Pese a la decepción que supuso la baja de Moody, fue una actuación sobresaliente que sin duda dejó agujetas en muchos cuellos.

GOJIRA , MOTIONLESS IN WHITE

Que lástima no poder disfrutar estos dos conciertos íntegramente, por un lado la tradicional maestría de los franceses Gojira, y por otro la efervescencia de la juventud de Motionless In White… intentamos ver un poco de los dos, pero lamentablemente se solapaban en un amplio porcentaje, así que vimos media hora de Gojira donde pudimos constatar el grupazo que es, oscuro, agresivo y super técnico… denso para unos, sublime para otros…. personalmente mi opinión muta entre esos dos extremos, unas veces me encanta, otras me satura… pero lo que está claro es que exudan calidad por todos los poros.

Por su lado, el concierto de Motionless in White tuvo todo lo esperado, su peculiar propuesta convenció a un público escaso, pero demostraron ser una banda de lo más interesante.

Dieron las gracias por tocar por primera vez en España, y ofrecieron un show completo protagonizado por una mayoría de temas de su último disco. Sonaron “Beats”, “Break the circle”, “Loud (Fuck it)”, “Reincarnate”, “Death March” o “Abigail” entre otras….

Y a estas alturas llegaba el plato fuerte del día, pero sinceramente, demasiado pop tenemos todos los días como para someternos a la tortura de los nuevos temas de Linkin Park, y más si coincidía con el concierto en el Stage 3 de una banda sublime como Dark Tranquility.

general

Y es que los suecos lo volvieron a hacer, firmaron un show soberbio, con sonido perfecto, mostrando todo lo que ofrece su música, pasando por esa propuesta llena de musicalidad de sus últimos discos “Atoma”, “Forward Momentum”, “Clearing Skies” a la agresividad y brillo típico del Goteborg Sound de sus inicios.

El propio Mikael Stanne , que se sorprendía del calor madrileño, y “más para un escandinavo”, presentó a nuevos integrantes de esta gira para evitar confusión, una banda renovada pero que sonó como un metrónomo, y todo sonaba cañón “The Science of Noise”, “Terminus”, “Final Resistance”….

El final no pudo ir mejor con la triada de mega hits, “The Wonder At You Feet”, “There In” y uno de mis temas favoritos de todos los tiempos, “Misery’s Crown”

Y antes de emprender la retirada, a disfrutar del stoner clásico de Monster Magnet, que estuvieron bien, y aunque sonaron temas esperados como “Powertrip”, o “Space Lord” algunos echamos en falta hits como “Monolitic Baby”

Sin duda, un gran final para un primer día de festival (Unos disfrutaron de la música de masas con Linkin Park, otros nos fuimos a cosas más minoritarias… todos salimos contentos). De ahí, al bus para volver al parking, que hay que reconocer, que fue muy rápido y fluido.

Juan José Díez

Fotos (A day to remember, Five Finger Death Punch, vista general): Facebook oficial Download Festival

Compartir

Deja un comentario