BEHEMOTH – I Loved You At Your Darkest

1

BEHEMOTH – I LOVED YOU AT YOUR DARKEST

Metal Blade

9/10

“Te amé en tu momento más oscuro”. Gran título. Un tiro certero.

Apertura de coros angelicales e instrumental de lo más “dark” para un disco que los entusiastas de este género esperábamos con ansias. Cuatro años han tenido que pasar para que la banda polaca se haya decidido a publicar “I Loved You at Your Darkest”, su undécimo álbum de estudio, que salió a la luz el pasado 5 de octubre.

Si cuatro años han de pasar para que la banda saque un disco de este calibre, sólo he de añadir que bendita la sea espera. “I Loved You at Your Darkest” es un disco trabajado de principio a fin, en el que por supuesto prima la esencia oscura de Behemoth con sus toques tétricos (voces de niños, riffs de guitarra lúgubres, coros de acompañamiento de cariz funesto…) pero en la que no han dejado de lado la parte melódica, que adquiere un gran protagonismo. Hecho que se agradece para todos aquellos que buscamos algo más allá del puro estilo black metal.

La temática del disco no podía ser otra que la relacionada con todo lo cristiano desde el punto de vista satánico, muy recurrente a lo larga de la trayectoria de Behemth. Con claras referencias bíblicas: Bartzabel, uno de los temas que más destaco del disco, el gran demonio bíblico con alas negras; If Crucifixion Was Not Enough, ¿qué más añadir?; Angelvs XIIISabbath Mater

Quien piense que el black metal sólo son guturales, riffs rápidos o blast beats, que escuche este disco de Behemoth.

Como bien he dicho, en el disco hay una continua y perfecta armonía que entrelaza la parte más melódica con coros, riffs lentos de guitarra y la voz limpia de Nergal, con otra mucho más densa y contundente puramente blackmetalera. Así ninguna de las dos llega a predominar sobre la otra en todo el disco. He ahí la complejidad del disco, evitando así la monotonía en la que peligrosamente a veces cae el black metal. La parte instrumental toma protagonismo durante todo el disco, sin llegar a necesitar de ningún corte instrumental y toma gran protagonismo en cortes como “Havohej Pantocrator” o “Sabbath Mater“.

Doce canciones que hacen del disco una duración perfecta, pero que escucha tras escucha puede que incluso se llegue a quedar corta. Un gran trabajo por parte de los polacos que habían guardado silencio durante casi cuatro años y ahora vienen para deslumbrarnos, en el sentido más metafórico, ya que emergen desde la profunda oscuridad.

Si Behemoth ha sabido llevar la antorcha y mantenerse como referentes del black/death metal durante tantos años, por algo será. Esperamos poder verles pronto con esta nueva entrega que lleva por nombre “I Loved You At Your Darkest” en nuestro país.

9.0 .
  • 9
  • Nota de los lectores (1 Votos) 9
Compartir

1 comentario

Deja un comentario