STRIKER – Play to Win

0

STRIKER – Play to Win

RECORD BREAKING RECORDS

7/10

Mi primera experiencia con estos canadienses fue en directo, siendo teloneros de Sonata Arctica y Triosphere. Se zamparaon esa noche a sus acompañantes y demostraron que son candidatos a enarbolar la bandera del metal auténtico. Heavy metal 80s ejecutado con pasión y con unos temas capaces de llegarte e incluso emocionarte. Algo excepcional, pues el estilo está más que explorado y revisitado. Pese a su juventud estamos hablando que Play to Win es su sexto álbum, pero tras cinco redondos tocaba un golpe de timón al estilo. Este volantazo puede que descoloque a muchos ya que nos lleva de lleno hacia el heavy metal melódico, también puramente ochentas. Pero si abres las mentes y gustos, vas a disfrutar de Striker tanto como con sus anteriores obras.

Giro de timón al estilo con el que les vimos nacer

Cuentan con la masterización de todo un Hendrik Udd y han producido ellos mismos la obra, y ya en la inicial “Heart of Lies” ya hay cambios importantes. Es un tema directo y deudor de l que vienen haciendo, per o la estructura y guitarras recuerdan horrores a Children of Bodom, lo cual no es nada malo. A ello súmale la característica voz de Daniel Cleary con un estribillo muy melódico por lo que viene haciendo esta gente. En “Position of Power” ya hay una clara ascendencia melódica, con coros, teclados de apoyo que ayudan a bastir una buena composición. El solo también puede recordarte a Alexi Laiho, pero se mantiene el sello Striker. “Head First” es uno de los temas que presentaron en el Rocksoundde Barcelona. Feeling y rollito sleazy acercándose a Mötley Crüe o Skid Row sin rubor alguno.

Composiciones directas que no llegan a los cinco minutos, algo con lo que siempre han jugado y ganado. Recordemos que esta vez, y tal y como reza el título, “juegan a ganar”. “On the Run” vuelve a mezclar el hard rock 80, las guitarras de Children of Bodom y su propia personalidad. Esta vez se atreven con interludio baladesco entre medias. “The Front” es una de las mejores composiciones de la obra. Un juego de coros muy bien llevado a pesar de que la letra es sencillita. “Play to Win” es puro sleazy rock sin añadidos. La personalidad de los canadienses queda difuminada totalmente, y ya os aviso de que puede llegar a ser un camino que marque su futura evolución. Tampoco creo que sea la mejor decisión.

El disco suena a hard rock 80, guitarras de Children of Bodom y la personalidad propia de Striker

Ya en esta fase del disco el grupo abraza el sonido angelino de Sunset Boulevard pero no les queda mal el medio tiempo “Standing Alone” con esas guitarras dobladas de Tim Brown y Chris Segger. Otra vez se apoyan en unos coros trabajados en los que el propio Cleary es el protagonista. Vuelven con otra sorpresa importante en “Summoner”. Aquí la cosa va de power metal americano de los 80, y la verdad es que les queda perfecto. Quizá sea otro de los temas que guarda más conexión con sus anteriores trabajos, pero bajando sus habituales revoluciones. “Heavy Is the Heart” es otro paseo por el Sunset Strip y “Hands of Time” hará haceros exclamar un sonoro WTF? con esa intro tan impropia de este grupo. ¡Los 80 en su máximo esplendor!

Tras cinco discos de metal fronterizo con el speed, el power metal americano y el thrash, Striker sorprende a propios y extraños con un giro estilístico que puede descolocar a muchos. Es arriesgado, pero entiendo que el grupo esté ya un poco cansado de ofrecer lo mismo. Children of Bodom, power metal americano 80 y sleazy rock pasan a ser protagonistas, pero cuidado… en su última gira sólo tocaron dos temas de esta obra, y fueron las que más conexión guardan con su material más tradicional. Veremos qué hacen Striker de cara al futuro. Pero si te van los estilos anteriormente citados, vas a disfrutar de lo lindo.

7.0
  • 7
  • Nota de los lectores (0 Votos) 0
Compartir

Deja un comentario