CRÓNICA: QUEEN + ADAM LAMBERT (Barcelona) – Junio 2018

4

QUEEN + ADAM LAMBERT

BARCELONA – 10 JUNIO 2018

PALAU SANT JORDI

Han pasado poco más de dos años desde que la formación actual de Queen visitara Barcelona por última vez. Queen volvía a visitar España este pasado fin de semana, liderados por el carismático Adam Lambert (ganador de la octava edición de American Idol), y los dos alma mater del grupo, Brian May, guitarrista y Roger Taylor a la batería.

Las dos fechas elegidas fueron el sábado día 9 de junio en el Wizink Center de Madrid y el domingo 10 en el Palau Sant Jordi de Barcelona.  Conciertos que no llegaron al sold out pero que congregaron a un buen número de seguidores ambas noches.

Para el concierto de Barcelona además fueron tres los artistas invitados para abrir la velada, participantes de la última edición de Operación Triunfo: Roy, Cepeda y Miriam, acompañados de Manu Guix. Unos artistas invitados que suscitaron muchas discrepancias ya que no comulgan demasiado con la música de Queen y cuya actuación pasó sin pena ni gloria. Cada uno interpretó una versión y un tema propio ante un Palau que iba llenándose a medida que llegaba la hora del concierto y de un público más bien indiferente.

Tras unos veinte minutos de espera de la hora oficial de inicio del concierto, se apagaban las luces y salían a escena Brian May  y Roger Taylor, por la parte derecha del escenario, seguidos por el resto de músicos que les acompañan. Con la primera estrofa de “Tear It Up”, Adam Lambert se apoderaba del escenario con una característica capa roja y unos tacones negros y daba inicio al show.

P1100872

El segundo tema elegido fue “Seven Seas of Rhye” que empezó con un solo del teclista y que Adam Lambert cantaba mientras se movía por toda la pasarela y parte el escenario, que por cierto, para el que no se haya dado cuenta, el escenario cuenta con la forma de la guitarra de Brian May desde un plano cenital.

Con “Tie Your Mother Down” y “Play the Game” es Brian May el que conquista la pasarela ofreciendo sus espectaculares solos de guitarra ante una audiencia totalmente entregada mientras que Adam no deja de ir de un lado a otro de escenario. Es innegable que Adam Lambert sobre las tablas desprende una energía y una contundencia aplastantes, pero Brian May desde luego sigue en muy buena forma y no se le queda atrás.

Durante “Fat Bottomed Girls” es Brian May el que ocupa escena e incluso intercambia unas palabras con el público mientras Adam Lambert desaparece por unos instantes para luego dar inicio al siguiente tema “Killer Queen” con un cambio de vestimenta y sobre una especie de cabeza de alienígena que iba surgiendo de debajo del escenario por una trampilla.

P1100898

Tras la canción hubo tiempo de ovaciones para Brian May y Roger Taylor, pero sin duda uno de los mejores momentos de la noche fue el que iba a venir ahora justo cuando empezaron a sonar las primeras notas de “Don’t Stop Me Now” que Adam adaptó de forma personal con unos floreos a la voz de las primeras notas y que elevaron la canción al punto álgido con el solo de guitarra de Brian May. Creo que a partir de esta canción, si todavía quedaba alguien que no hubiera conectado con el concierto, finalmente sucumbió, y a partir de entonces fue todo sobre ruedas. Nunca mejor dicho lo de sobre ruedas ya que las dos siguientes canciones fueron “Bicycle Race”, con el que se atrevió incluso a sacar una bicicleta al escenario y “I’m in Love With My Car”.

P1100885

Hubo tiempo también para que Adam pudiera interpretar un tema propio, “Lucy” donde la banda le acompañó dejándole el protagonismo que merecía en dicho momento.

El tema “I Want It All” fue uno de los que más espectáculo incluyó ya que se combinó con un juego de luces y humo muy acorde con el toque solemne que tiene la canción. Tras terminar este tema, todo el escenario quedó a oscuras dejando a un Brian May cruzando la pasarela para llegar al final de esta, en la que se habían colocado un asiento y un micrófono al más estilo cantautor. En esta tónica empezó a interpretar el “Concierto de Aranjuez”, que si ya es una obra perfecta, en manos de Brian May adquiere un carácter casi celestial. Enlazó esta obra con “Love of my Life” cantado por todo el público al unísono, y que acabó de forma perfecta al dejar la última estrofa cantada por Freddy Mercury en un fragmento grabado que se proyectó en las pantallas.

P1100911

Somebody to Love” fue el momento de protagonismo para Roger Taylor, colocando para ello la batería en medio del escenario y la pasarela para mejor disfrute del público. Cuando terminó la canción, se arrancó a retarse en duelo con el segundo batería. Es bastante evidente que aunque el papel principal siempre lo va a llevar Roger Taylor, sabe elegir a buenos músicos con los que rodearse. Tras esta pequeña batalla presentó al segundo batería (Rufus Taylor), al teclista (Spike Edney) y al bajista (Neil Fairclough). Siguiendo con el concierto y viendo que Roger Taylor había cogido las riendas, este cantó junto con Adam Lambert el tema “Under Pressure” que personalmente me pareció uno de los mejores interpretados de la noche.

P1100915

P1100943

Estaba claro que todo estaba preparado al detalle para cada canción, y así se demostró con los siguientes temas en los que “I Want to Break Free” estuvo acompañado de una bola de discoteca, “Who Wants to Live Forever” fue interpretado por Adam prácticamente a oscuras y en “Last Horizon”, Brian May se elevó sobre el escenario con una plataforma móvil para acabar interpretando sobre las alturas toda la canción.

El concierto estaba llegando irremediablemente a su fin ya que el resto de canciones que siguieron son los temas que ya se han convertido en himnos inmortales no sólo de Queen, si no de la historia de la música. No podían ser otros que “The Show Must Go On”, “Radio GaGa” –que Adam Lambert aprovechó para bajar del escenario y acercarse al público– y por último “Bohemian Rhapsody” en el que esta vez fue Adam el que se subió a la plataforma y Brian May el que utilizó la trampilla de la pasarela para aparecer en el escenario.

P1100967

Tras un break de cortesía que apenas duró unos minutos, la banda no se hizo de rogar y volvió sobre las tablas para poner fin a un concierto redondo y que no podía terminar sin “We Will Rock You” y “We Are The Champions” en los que Adam Lambert despidió el concierto como no podía ser de otra manera que vestido de reina.

Personalmente disfruté muchísimo el concierto en la primera ocasión que tenía de verles en directo, y aunque no es discutible que Queen ya no es lo mismo si Mercury no está (obviamente no podrá ser lo mismo porque ninguna persona es igual a la otra), como el mismo Mercury proclamaba: The Show Must Go On y Adam Lambert ha cogido un relevo que conllevaba mucha responsabilidad de la mejor forma posible.

Aunque la música sí es infinita, pero los músicos no, ojalá que haya Queen para mucho.

Setlist Queen + Adam Lambert:

  1. Tear It Up
  2. Seven Seas of Rhye
  3. Tie Your Mother Down
  4. Play the Game
  5. Fat Bottomed GIrls
  6. Killer Queen
  7. Don’t Stop Me Now
  8. Bicycle Race
  9. I’m in Love With My Car
  10. Another One Bites the Dust
  11. Lucy
  12. I Want It All
  13. Concierto de Aranjuez
  14. Love of My Life
  15. Somebody to Love
  16. Crazy Little Thing Called Love
  17. Under Pressure
  18. I Want to Break Free
  19. Who Wants to Live Forever
  20. Last Horizon
  21. The Show Must Go On
  22. Radio Ga Ga
  23. Bohemian Rhapsody

ENCORE

  1. We Will Rock You
  2. We are the Champions

Crónica: Yolanda Sabater Algarra

Fotos de portada y del cuerpo de la noticia: José Antonio Serrano Sabate

Blog https://hmfae.blogspot.com/2018/06/queen.html

 

 

Compartir

4 comentarios

  1. Rick Harrison on

    El artículo me ha dejado asombrado, he llamado a un experto. No podía creerlo y me lo ha confirmado. Es sencillamente sublime. Toma todo mi dinero.

  2. Buenísimo!! Lo único que faltaba era Mercury. Una lástim no haber podido asistir… Muy buena crónica.

    Felicidades!

Deja un comentario